Este sitio web tiene ciertas restriucciones de navegación. Le recomendamos utilizar buscadores como: Edge, Chrome, Safari o Firefox.

Carrito

Tu carrito está vacío

Continúa comprando

Magnesio como nootrópico

El magnesio mejora la cognición, la memoria, el aprendizaje, reduce el brain fog, es un antioxidante, ayuda a la neuroplasticidad, y protege contra la toxicidad del glutamato.

El magnesio es el cuarto mineral más abundante de nuestro cuerpo y es fundamental para tener una salud cognitiva óptima. En nuestra dieta, este proviene de alimentos como verduras de hoja verde, frijoles, nueces, semillas, cereales integrales, aves, carne de res y salmón. El agua del grifo, mineral y embotellada también suele ser una buena fuente de magnesio (aunque no te recomendamos tomarte el agua del grifo en nuestro país), pero varía según la marca, la fuente y si el magnesio fue filtrado durante el procesamiento.

En tu cerebro, el magnesio regula la actividad en los canales iónicos de las neuronas. Estos canales son como pequeños interruptores eléctricos que gobiernan el flujo de neurotransmisores dentro de las neuronas. Regula también la plasticidad sináptica del cerebro, la cual es fundamental para el aprendizaje y la memoria. Además, es fundamental para todas las actividades eléctricas y electroquímicas del cuerpo; y está involucrado en las contracciones musculares, el ritmo cardiaco, la función nerviosa y la actividad de las células cerebrales. 

Los niveles bajos de magnesio en la sangre se pueden manifestar mediante convulsiones, hipertensión, derrames cerebrales, migrañas, TDAH, resistencia a la insulina y diabetes tipo II. El magnesio es una parte esencial de la plasticidad del cerebro, que es la capacidad de nuestras neuronas para establecer conexiones de célula a célula para formar y regular el aprendizaje y la memoria.  

Conforme vamos creciendo, nuestra química cerebral y el metabolismo cambian.

  • Se reducen los niveles en el adenosín trifosfato en la mitocondria
  • Disminución de la cognición, aprendizaje, la memoria y el recuerdo
  • La plasticidad de las células cerebrales disminuye
  • Los radicales libres dañan la mitocondria celular del cerebro

Todos estos cambios pueden ocurrir a cualquier edad y puede ser resultado de no obtener suministro adecuado de magnesio. Por lo tanto, la suplementación de magnesio puede ayudar con el deterioro cognitivo relacionado con la edad, así como cualquier persona que quiera potencia la cognición, el aprendizaje y la memoria.

Magnesio como nootrópico

Muchos neurohackers, como David Tomen, informan que al tomar magnesio como nootrópico tienen un mayor nivel de concentración, energía, memoria y capacidad cognitiva. También deberías experimentar una mejor calidad del sueño y tener en general, una mejora en el estado de ánimo.

Efectos secundarios

La mayoría de las formas de magnesio pueden causar diarrea e hinchazón si se excede de las dosis recomendada.

Formas de magnesio

El magnesio se vende como aspartato, citrato, lactato, cloruro y L-treonato de magnesio. Dependiendo del tipo pueden venir en cápsulas, comprimidos masticables, polvo, tabletas de liberación prolongada o en una solución líquida.

Neurokick contiene citrato de magnesio por lo que te puede funcionar como un suplemento multivitamíco a incorporar a tu dieta diaria.

Fuentes:

David Tomen, Head First: The Complete Guide to Healing and Optimizing Your Brain with Nootropic Supplements, Nootropics Expert 2017